VAMPIROS ENERGETICOS

Publicado en por ORION




Constantemente nos preguntamos ¿Por qué una mujer que no tiene los atributos físicos de una diosa, llama quizás más la atención de todos, que una verdaderamente dotada?. Hay un dicho que dice: “La Viajealinfinitosuerte de la fea la bonita la desea”

O también la exclamación de muchos hombres y mujeres que no se explican el por qué no pueden decirles “No” a su pareja, jefe, familiar, etc.

¿Quién no ha ido alguna vez a una conferencia, teatro mitin y ha quedado como hipnotizado con la predicación del orador?. Pues la respuesta no está en que carezcamos de personalidad para decirles “No” a estos personajes y dejemos de escuchar con atención sus palabras, o controlar esa atracción por alguien que no tiene una espléndida belleza física, pero tiene ese “No sé que”, que cautiva a todos; la respuesta está en su nivel de energía y el nuestro.

Aquellas personas que llegan a un lugar o se dirigen al frente de una multitud y los presentes no hacen más que escucharlos y asumir como cierto todo lo que dicen, sean hombres o mujeres, no son otra cosa que los poco reconocidos en ésta denominación: “Vampiros Energéticos”.

Al leer este término lo primero que se nos viene a la mente son los personajes que buscaban a sus víctimas para succionarle la sangre y con ella mantenerse vivos, pues no se sienta mal al relacionarlo con ellos al leer este artículo; con la única diferencia de que unos chupan la sangre y estos vampiros de todos los tiempos, que están entre nosotros, ¡Succionan nuestra energía!.

Ud. No se ha dado cuenta pero están en todas partes. Están en los programas televisivos, como protagonistas de las noticias, en las calles y como si fuera poco, ¡Están en vuestras casas!. ¡Y no se asuste!, pero a lo mejor también, están al costado de su cama. Así es y con sólo estirarle la mano, darle un beso o algo más simple, con tan sólo estar a su lado ya están, ¡succionándole la energía!.

Quizás lo dicho no parezca tan trágico como realmente es. El perder energía no es como perder sangre, pero al final si es su equivalente.

La sangre es aquella que lleva todos los elementos de vida para nuestra subsistencia. Cuando algunos de ellos se pierden como el hierro, pues se produce la anemia y ésta a la vez el cansancio, estrés, sueño, falta de energía, lo que nos induce a tener menos fuerzas para realizar nuestras labores e incluso todo aquello que más nos agrada.

Si no tenemos energía, es decir si todo ese conjunto energético que tiene cada ser humano, que hace que nos satisfaga la felicidad, el amor, la emoción, está en bajos porcentajes pues nos sentiremos igual de frágiles que una persona que padece de anemia.

Los reconocidos “Vampiros energéticos”, han pasado a la historia y han sido los más grandes oradores. Aquellos que con sólo hablar, sus oyentes aumentaban rápidamente hasta formar grandes masas de súbditos.

Sería interminable enumerar a los más reconocidos “Vampiros energéticos” que han existido en todos los tiempos y que siguen existiendo.

El “Vampirismo energético en el Perú”

En el Perú se está dando este fenómeno que podría cambiar el destino del país.

Como es de conocimiento mundial, el Perú está saliendo de una de las peores etapas de corrupción que se haya dado en el transcurso de su historia, después del gobierno de Alberto Fujimori. En el mes de abril el pueblo peruano escogerá a su nuevo mandatario y retornará por fin a una verdadera democracia.

Alan García, edad 51 años, estatura aproximada 1.89 mt. profesión abogado y sociólogo; y lo más importante ex presidente de la república peruana durante el quinquenio de 1985-1990 y actual candidato a la misma magistratura.

Alan García fue reconocido durante su mandato por los llamados “Balconazos” donde reunía en la Plaza mayor de Lima a centenares y miles de personas con tan sólo asomarse a los balcones del Palacio de Gobierno, levantar su mano en alto en pos de saludo y expresar unas cuantas palabras que provocaban que la multitud que iba en aumento, permaneciese como hipnotizada escuchándolo, como lo haría un público previamente convocado a un concierto de Julio Iglesias, de Juan Gabriel o de Rickie Martin.

Lo más curioso del caso García, es que después de su mandato se presentaron una serie de pruebas y de declaraciones en su contra, que aparentemente evidenciaban un millonario robo al fisco peruano, pero como durante el tiempo que se dieron las investigaciones del caso no se encontraron pruebas contundentes, por excederse el plazo necesario, no se le condenó por ninguno de los cargos, declarando los hechos prescritos.

Fue así entonces que el Dr. Alan García, desde su lejanía en Colombia anunció su candidatura y con sólo hacerlo logró ubicarse hasta en un 11% en las encuestas.

Él ya está en el Perú y ya ha recorrido todo el norte peruano donde multitudes que en algún momento lo acusaron de ladrón hoy día le proclaman como el futuro presidente de la república. Todos aquellos que participan en sus mítines le observan con una mirada perdida, hipnotizada, extasiada, fascinada, toda la masa que le rodea se convierte en una sola mente y en una sola voz que dice: ¡Alan Presidente!.

El Perú está a punto de poder cambiar su destino con este personaje que con su elocuente hablar puede llenar plazas enteras y cambiar mentalidades.

Comentar este post